nike air max 1 rojas Usando al sacerdote

precio de las nike air max Usando al sacerdote

El sacerdote Camilo Torres tiene un puesto en la historia contemporánea de Colombia. Bien o mal ganado, lo tiene. Expliquemos quién fue este personaje para los que no lo saben. Camilo Torres fue miembro de la sociedad bogotana de mediados del siglo pasado. Estudió en la Universidad Nacional, se hizo sacerdote y continuó su formación en la Universidad de Lovaina, Bélgica. Fue un activista social y político hasta que, por el romanticismo de la época o el desespero de no ver cambios sociales, lo picó el bicho revolucionario de las armas. Como resultado, se enroló en el Ejército de Liberación Nacional. Pocos meses después, pagando las consecuencias de su inocencia e ingenuidad usufructuadas por el entonces líder del grupo guerrillero Fabio Vásquez, quien lo tiró a la selva de la forma más rasa, sin entrenamiento ni conocimiento de armas, fue dado de baja por el Ejército en San Vicente del Chucurí, Santander.

Dentro de pocos días se cumplen 50 aos de su muerte y su nombre vuelve a la opinión pública. La mítica sotana negra que usaba será exhibida en la Universidad Nacional como objeto fetiche para representar la conexión entre la doctrina social de la Iglesia y la doctrina revolucionaria de las armas. A eso se suma que el paradero de sus restos se convirtió en una leyenda por resolver.

No sé a ustedes, pero a mí me causa incomodidad que se exalte la figura de Torres en este momento en el cual Colombia es altamente sensible y susceptible a la polarización por cuenta de las negociaciones con las Farc y cuando el Gobierno, ofreciendo lo que sea, se empecina en hacer la paz con todos, incluyendo el Eln.

A ver, resulta que cualquier cosa que reivindique a la subversión es nefasta. Sencillo: realzar el sentido simbólico de personajes como el sacerdote Torres y mostrarlo como ejemplo de vida revolucionaria, alborota el ego de quienes hoy no son más que terroristas así hayan tenido cualquier amago ideológico. Será entonces que nos exigirán exponer la toallita de Tirofijo, el Rolex de Raúl Reyes, los tenis Nike de Timochenko o las botas machitas del cura Pérez?

Hace pocos días el Eln, aprovechando que el gobierno les presta atención del tipo “qué quiere,
nike air max 1 rojas Usando al sacerdote
papito, qué le doy.”, con tal de lograr que se sienten en una mesa de negociación, presionó para que aparezcan los restos de Torres. Medicina Legal le hizo el mandado al Gobierno y 17 días después exhumó en Bucaramanga un cuerpo con alta probabilidad de que sea el del cura guerrillero. Dice el Gobierno que fue un acto de buena voluntad, pero lo cierto es que la guerrilla se llevará un triunfo simbólico, de esos que tanto le gustan para mantener motivados a sus combatientes. Lindo, lindo, fácil, fácil, le quedó al Gobierno crear la imagen de un Che Guevera criollo. Eso sí, ni se mosquea cuando se le pide que exija la liberación de Ramón José Cabrales, comisionado por la Gobernación de Norte de Santander para el Catatumbo, a quien secuestraron hace cinco meses en zona rural de Ocaa.

Nadie niega que Camilo Torres aportó al pensamiento social del país. Sin embargo, sería demasiado miope esconder que erró al creer que las armas eran el camino. Probablemente, su aporte hubiera sido mayor si se quedaba tranquilito en el púlpito y en el ámbito de los pensadores, pero su decisión terminó siendo manipulada y usada para incubar ese monstruo experto en acabar con la infraestructura del país a punta de atentados, sembrador de minas antipersonales y secuestrador por naturaleza. Qué hubiera dicho Camilo Torres sobre la masacre de Machuca? Buena pregunta.

Fernando Torres, hermano del sacerdote, publicó hace algunos aos una carta en la cual pedía que el cuerpo de Camilo no fuera objeto propagandístico. Paradójicamente, el Gobierno le está haciendo el favor al Eln de poner al cura en el curubito de la propaganda, dejando que su nombre sea una herramienta de presión para tratar de olvidar las atrocidades de una guerrilla que en otra época Torres vio como revolucionaria y que hoy la historia dice que es terrorista.
nike air max 1 rojas Usando al sacerdote

Nike Air Max

Nike Air Max escribió 1392 entradas

Navegación de la entrada